June 17, 2022

Maestros en Nicaragua: Pobreza, represión y adoctrinamiento

Las precarias condiciones laborales y un sistema cada vez más politizado quitan a los educadores el entusiasmo para seguir en una de las profesiones más nobles de la sociedad.


El nuevo techo mejoró la apariencia y la seguridad de la vivienda de puertas blancas y paredes de concreto oscurecidas por el polvo del área verde cercana que los vecinos han convertido en parqueo. Con el paso del tiempo la casa se vació. Pese a las precarias condiciones económicas, Maritza convirtió en profesionales a sus seis hijos y cada uno tiene su propio hogar.

El último salario que Maritza recibió como maestra activa fue de 250 dólares, un promedio de 8.33 dólares diarios. Gracias a que se jubiló antes de la entrada en vigencia de la reforma a la Seguridad Social de 2019, cuando las pensiones sufrieron una reducción, la suya es por el mismo monto. Pero para sobrevivir en uno de los países más pobres de la región, cuida una nieta, por lo que su hija ingeniera le paga otro salario.

Lee el reportaje completo de Primer Orden dándole click a la imagen:

Click para leer el reportaje