May 12, 2021

OEA critica leyes unilaterales de Ortega y le demanda condiciones para elecciones en Nicaragua

OEA critica leyes unilaterales de Ortega y le demanda condiciones para elecciones en Nicaragua

Guadalupe González 

El Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA), realizó este miércoles una sesión ordinaria, en donde se abordó la situación de Nicaragua, por solicitud de Luis Almagro, secretario general de dicha organización.

La presidenta de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), Antonia Urrejola, dijo que han documentado las violaciones a los derechos humanos en Nicaragua y que éstas continúan. Asimismo señala que se ha agudizado la represión contra opositores y que existe un incumplimiento del régimen a las recomendaciones de la CIDH.

Urrejola, pidió al gobierno de Daniel Ortega a “dejar sin efecto toda normativa que limita arbitrariamente el ejercicio de los derechos políticos y las libertades públicas, así como a reestablecer un ambiente el libertades y respeto a los derechos políticos, con el fin de asegurar elecciones libres y justas”.

Por su parte, el secretario general de la OEA, Luis Almagro, indicó que a pesar de los diferentes llamados de la comunidad internacional al régimen de Ortega, éste no ha mostrado voluntad para que se lleven a cabo elecciones libres y transparentes.

“Ni para implementar las reformas electorales correspondientes, tal como ha señalo la CIDH, que desde las altas autoridades del estado persiste una narrativa de negar las violaciones de derechos humanos y estigmatizar a las víctimas”, agregó.

El embajador de Estados Unidos, Bradley Freden, lamentó que la crisis sociopolítica continúe en Nicaragua y critica que el régimen de Ortega no permita una salida cívica al problema. Además refirió que las reformas electorales limitan a los opositores y no permite la observación electoral internacional.

El embajador de Nicaragua, Luis Alvarado rechazó que la OEA aborde el tema de la crisis de Nicaragua y calificó al organismo como una ONG. 

“Denunciamos a la secretaria general por su rol de administrador  colonial y exigimos que cese de inmediato el seguir generando más discordia en el continente”, precisó.

De la misma manera, señaló que este organismo pretende mancillar la soberanía de Nicaragua y rechazó el informe de la CIDH y consideró que el mismo está influenciado por Estados Unidos.