Feb. 1, 2021

Ley de Secretaría para asuntos del Espacio Ultraterrestre «pareciera una broma», dicen expertos

Ley de Secretaría para asuntos del Espacio Ultraterrestre «pareciera una broma», dicen expertos

Javier Bermúdez

Como algo ilógico o una broma de mal gusto. Así describen dos ex diplomáticos la iniciativa de Ley de Creación de la Secretaria Nacional para Asuntos del Espacio Ultraterrestre, la luna y otros cuerpos celestes. 

La iniciativa la propone Paul Oquist, actual Secretario Privado para Políticas Nacionales. Según el documento, este se fundamenta en el “Tratado sobre los principios que deben regir las actividades de los estados de exploración y utilización del espacio ultraterrestre, incluso la luna y otros cuerpos celestes” al que Nicaragua está suscrito desde 1967. Con esta, la presidencia pretende crear una secretaría para defender los intereses supremos de la nación y la búsqueda de oportunidades en este espacio.

Mauricio Díaz, ex embajador de Nicaragua ante la Organización de Estados Americanos (OEA) considera que estos proyectos “son sólo cortinas de humo para intentar engañar a la población.”

“Hemos oído tantas locuras que yo llego a la conclusión que es una burla contra el propio pueblo. Es un poco como las locuras que hace (Nicolás) Maduro en Venezuela, que de repente dice que un pajarito era (Hugo) Chávez, y que le hablaba. Esto tiene, para mí, una explicación muy sencilla: es inventarse grandes proyectos que no van a concretizar nunca. Primero porque ya estamos entrando en una picada, hacia una profundización de la crisis económica, y segundo porque Nicaragua ya no es atractiva” expresó Díaz.

Por otro lado, el ex embajador de Nicaragua en Alemania, José Dávila, coincidió por separado con Díaz, y describió esta ley como ilógica. 

“Ya sabemos que este tipo de cosas responden fundamentalmente a las necesidades de las grandes potencias. La geopolítica mundial. Es absurdo y ridículo que Nicaragua esté metiéndose a estos temas cuando en realidad en Nicaragua lo que se necesita es el derecho a la vida, el respeto a los derechos humanos”, mencionó Dávila.

Fotografía: José Cardoza