Jan. 27, 2021

Alza en el techo del IR: ¿Qué hay detrás de esta propuesta en la mesa del salario mínimo?

Alza en el techo del IR: ¿Qué hay detrás de esta propuesta en la mesa del salario mínimo?

Javier Bermúdez

Uno de los temas que resuenan de la mano con el reajuste a la paga mínima, es el techo del Impuesto Sobre la Renta (IR), que hasta el momento se mantiene en cien mil córdobas.

Entre las ofertas que se han hecho, y la más alta es del Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep) que aunque no participa en la mesa de negociación desde el 2018, indicó recientemente en una conferencia de prensa que no debería haber incremento en el salario mínimo, pero sí un alza en el techo del IR, a 200 mil córdobas. Es decir, que los que perciban menos de esta cifra estarían exentos de pagar el impuesto.

Por parte, los sindicatos aliados al gobierno de Daniel Ortega proponen menos. Miguel Ruiz, presidente de la Central Sandinista de Trabajadores– José Benito Escobar (CST) que sí participa en la mesa, propondrá un incremento de 50 mil córdobas al techo del IR.

“Creemos nosotros que esa reforma tributaria (que debe realizarse para alzar el techo del IR) debe ser progresiva, ¿qué significa eso? Que el que gana más pague más. Pero en este caso, con esta reforma, los que más están pagando ahorita son los trabajadores, por lo tanto, nuestro planteamiento hacia el gobierno es hacer una reforma tributaria que implique que los trabajadores se les exonere del pago hasta un límite del techo de ciento cincuenta mil córdobas” dijo.

El abogado de la organización Defensores del Pueblo y experto en derecho laboral, José Antonio López, considera que debido a lo bajos que son los salarios en Nicaragua, sí debería darse un incremento en el salario mínimo, porque las condiciones de vida no se prestan en proporción a los salarios. López también considera positiva un alza en el techo del IR, pero que se apliquen de igual manera a trabajadores del Estado y a trabajadores de la empresa privada.

“Yo te digo, sinceramente: que se dé el aumento salarial del salario mínimo en un 5%, a pesar de que no hay crecimiento económico, pero sí hay inflación, y hay carestía en la canasta básica. Los salarios son de hambre, y que si se sube el techo a los ciento cincuenta mil, lo veo razonable. A doscientos mil no lo veo, porque, ¿qué trabajador devenga aquí salarios de 2,500 dólares o 3,000? ¿Vos crees que aquí un operario de la zona franca va a llegar a los doscientos mil al año?” expuso.

Otra medida que el experto laboral propone, es una reforma tributaria en la que se deje de gravar algunos productos importantes de la canasta básica, para que sean más accesibles a la población.

Por otro lado, Eduardo Solórzano, economista y experto en políticas públicas analiza que esta situación que se está dando con respecto a las afectaciones del techo del Impuesto Sobre la Renta a los trabajadores, es porque en Nicaragua las medidas tributarias siempre se han pensado para recaudar fondos para el Presupuesto General de la República, pero nunca pensado en el empleado y cómo la vida se ha encarecido en el país, afectado económicamente desde hace dos años.

“Han afectado tanto a los trabajadores en su retención por adelanto de pago de IR, como a las empresas en el adelanto al IR, o sea, en esas políticas tributarias lo que ha prevalecido es realmente el deseo de recaudar más, de tener más ingresos fiscales, para poder cubrir el Presupuesto General de la República y para administrarlo en proyectos del sector público” dijo Solórzano.

El salario mínimo en Nicaragua es estudiado desde el 14 de enero por diferentes sectores económicos que integran la mesa de negociación, para definir si habrá o no un reajuste en este. La decisión podría ser aprobada el 25 de febrero (fecha de la última sesión) y entraría en vigencia a partir del 1 de marzo.