May 10, 2021

112 reos de políticos permanecen en el Sistema Penitenciario


El Mecanismo de Reconocimiento de Personas Presas Políticas, registra hasta el 7 de mayo de 2021, un total de 112 reos de conciencia en Nicaragua, a raíz de las protestas antigubernamentales de abril de 2018, según dio a conocer en un listado preliminar divulgado el pasado fin de semana.

“La cifra de presos políticos en el contexto de abril 2018 para el mes de marzo del 2021 era de 115. A finales de dicho mes, se tomó registro de la excarcelación de 2 personas y en abril fueron puestas en libertad 7 personas presas políticas. Para este mes de mayo, se agregan a la lista 4 personas de las cuales 3 fueron detenidas en abril 2021 y 1 en meses anteriores”, señala el informe.

El documento detalla que la edad mínima del grupo de reos de conciencia es de 18 años. Un 20 % de los detenidos caben en la categoría de joven adulto y el 78% son adultos con edades entre 25 y 59 años. La edad máxima del grupo es 66 años.

Dentro de los centros de detención, los reos políticos continúan siendo víctimas de la represión. Durante las fechas que marcaban el 3er aniversario del inicio de las protestas del 18 y 19 de abril de 2018, las personas detenidas fueron amenazadas por los carceleros para evitar actividades de manifestación. Se ha reportado que las autoridades y carceleros de los centros penales continúan haciendo uso de la estrategia de instrumentalizar a algunos reos comunes adeptos al régimen para vigilar y amedrentar a los presos políticos. En el marco del aniversario de abril, recibieron orientaciones de que si una persona presa política se expresaba o manifestaba de cualquier forma, procedieran a lastimarlos y alertar a las autoridades del penal.

El mecanismo alertó que en el período que abarca el reciente informe, tres reos de conciencia fueron agredidos por custodios del sistema penitenciario.

Esta golpiza se dio luego de una visita familiar, cuando a estas tres personas no los trasladaron de regreso a sus celdas, sino que las llevaron a una celda de castigo donde los golpearon. El supuesto argumento de custodios mientras les golpeaba era que les estaban castigando porque sus familiares les habían llevado drogas. Adicionalmente, los hicieron defecar para ver si dentro del ano tenían dinero o droga, dice el informe.